Mi Sissy-Slut ochenta y chocho

On 7 enero, 2012

Las “mascaras” muchas veces ayudan descubrir nuestro verdadero yo.

Esa mascara, que sirve de válvula liberadora, puede ser una peluca, unas braguitas o ambas.

Un perfecto maquillaje, lencería femenina, las instrucciones y correctivos necesarios, y el macho, el hombre de éxito que todos conocen se transforma en mi doncella, en mi puta, en mi esclava, olvidando u obviando su virilidad, su otro yo.

Entonces surge 88 (ochenta y chocho). Pero no se trata solo de un hombre con una mascara, esa transformación física  le hace sentirse otra persona, una sissy que piensa y actúa en consecuencia… y es que realmente es esa otra persona

Es todo un proceso en el que moldeo, perfecciono y exploro esa puta que se esconde debajo de un masculino traje y un fuerte y atlético cuerpo de macho.

En cuanto su rostro y su cuerpo se transforman, mi criatura sufre un tremendo cambio de actitud y es en ese momento cuando empiezo a disfrutar, le enseño la mejor forma de caminar, cómo ha de sentarse, cómo debe suavizar sus gestos… y en cuanto ha comprendido cómo y lo que deseo que sea, le someto a intensas pruebas de sumisión, entrega, obediencia y contención.

Una vez travestido ya no puede decir no, su cuerpo y, sobre todo, su mente son mi creación.

Más fotos en Studio Wanda

 

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies